Todos de una u otra manera queremos dejar nuestra marca en este mundo, queremos impactar y ser recordados por algo, pero para ello debemos aprender a ser un buen líder, la buena noticia es que todos podemos ser líderes, y hoy quiero mostrarte algunas cosas que te ayudarán a que consigas esa meta.

5 Cosas que un buen líder hace y que la mayoría de gente no


Aprende a ser un seguidor primero

Los líderes tienen una tendencia a querer liderar, y eso no siempre algo malo. El deseo de liderar es una noble intención, pero un buen líder no solo es el que lidera.

Antes de ser un líder debes aprender a se un buen seguidor, ese es el secreto, cuando sigues aprendes, no solo de quien estás siguiendo sino conoces las necesidades de los seguidores de primera mano, y sobre todo, te ayuda a mantener los pies en la tierra.

El liderazgo puede hacer que nuestro orgullo se vaya por las nubes y eso nos hará perder el enfoque, ser líder implica humildad, ser seguidor antes que líder. (1 Corintios 11: 1)

Encuentra un mentor

Esto va ligado con lo que menciono arriba. Los grandes líderes nunca dejan de aprender. Muchos de los mejores siguen teniendo “coaches” (entrenadores) y mentores, aun cuando se encuentren en los más altos niveles de liderazgo en su empresa u organización.

La verdad es que nunca es demasiado tarde o demasiado temprano para buscar un mentor. Así que busca uno (o tres) y comienza haciendo preguntas. Escucha bien lo que tienen que decir. Dales permiso para que hablen con la verdad para tu vida, aunque sea duro. Y toma muy buenas notas. Esto no sólo te permitirá obtener un poco de su riqueza de conocimientos y experiencias, sino que también te va a ayudar a evitar tener que aprender lo que ellos ya hicieron de la manera difícil.

Termina lo que comienzas

Esta es una difícil, porque casi siempre somos buenos para comenzar, especialmente con una gran energía y a medida pasan los días nos desmotivamos y simplemente dejamos todo a medias o sin terminar.

Uno de los mejores consejos que he recibido ha sido: “Termina lo que empezaste”, hace unos días publiqué un artículo con algunas ideas para asegurarte que terminarás lo que comenzaste, y creo que le deberías dar una leída para que te motives un poco 🙂

A todos nos ha pasado, comenzamos algo y no lo terminamos, pero un buen líder hace la diferencia en este punto, pero debes saber que perseverar en algo, es decir, seguir haciendo algo, puede ser difícil al principio, a medio camino e incluso al final, pero lo que ganas es mucho más de lo que te imaginas. (Romanos 5: 3-4)

La perseverancia es una cualidad necesaria para cada líder.

Así que, termina lo que empieces, no importa cuanto quieras darte por vencido, no importa cuán difícil se pongan las cosas, termina y termina bien.

Decide que quieres ser y actúa para lograrlo

Puede que esto suene obvio, pero la mayoría de nosotros no se levante de la cama un día y se da cuenta que ya tiene todo definido en su vida… la verdad es que muchas veces no tenemos muy claro que es lo que queremos ser en la vida.

Nadie se convierte en exitoso de la noche a la mañana, no existe eso, muchos menos consigue su trabajo soñado por accidente, o se hace más sabio, más talentoso, más disciplinado, más espiritual, más maduro, más ______________________.

Vas a ser lo que tu hayas decidido ser, ya sea activa o pasivamente. Tu persona y como resultado, tu vida, será un reflejo de las decisiones que tomes con el paso del tiempo. Así que tienes que decidir ahora quién quieres ser y qué tipo de vida quieres vivir y comenzar a practicar los hábitos que te llevarán allí hoy.

No esperes por permiso

Todo el mundo quiere lograr algo, pero por alguna razón nadie se mueve en la dirección correcta.

Muchas personas tienden a espera una “señal de Dios” para moverse, pero realmente no todo necesita una señal, Dios nos manda a caminar por fe, a tomar acción y confiar en que El estará con nosotros, claro, debes siempre considerar varios factores, pedir consejo, orar, y evaluar si es algo que te conviene o no, pero la decisión es tuya.

Esperar a tener la aprobación de alguien o el tiempo indicado solo demuestra una falta de valentía y determinación en tu vida. ¿Quieres comenzar un negocio? Hazlo ahora. Sino funciona, bueno, en seis meses habrás ganado valiosas lecciones y aun si no logras ganar un solo centavo habrás aprendido mucho más tratando y fallando que leyendo blogs o revistas para emprendedores durante cinco años.

Toma responsabilidad, actúa en fe, y no te quedes sentado esperando a que todo salga bien, no todo saldrá como lo planeas, pero no te olvides que en los planes de Dios aun los “fracasos” nos ayudan. Romanos 8:28

El punto es que puedes comenzar aquí y ahora, estés adonde estés, porque si nunca comienzas, te quedarás esperando el permiso toda la vida.

Todos queremos ser lideres, y todos podemos lograrlo, pero para ellos necesitas prepararte, y no solo pensar en ser un líder sino ser un gran líder, uno que sabe seguir, que sigue aprendiendo, que busca mentores, que tiene metas claras y que toma acción para lograr esas metas.

¿Qué otras cualidades crees que un líder debe tener? Déjame un comentario