La fe es un requisito indispensable para todo aquel dice creer en Dios. Sin fe no hay manera de agradar a Dios y sin fe la salvación de nuestra alma no puede ser posible.

Hoy te presentamos la cuarta parte de esta serie llamada “La fe” adonde continuamos aprendiendo porque es importante que como hijos de Dios no solo activemos la fe, sino que la vivamos para alcanzar lo inalcanzable, para ser fieles imitadores de Cristo no solo es sus cualidades morales sino también en sus obras.

¿Cómo debemos pedir a Dios? ¿Que tan bueno debo ser para que Dios me responda? ¿Cual debe ser mi actitud al recibir lo que le pido al padre?

¿Que es la fe? – Alcanzar lo inalcanzable!


Nosotros como hijos de Dios no debemos buscar credito ni reconocimiento ni generar atracción o gloria hacia nosotros mismos, porque aun Jesús dijo que si pidieramos en su nombre para que el Padre fuera glorificado. Si Dios responde tu oración, debes darle gloria y honra a Dios unicamente.

Les aseguro que el que confía en mí hará lo mismo que yo hago. Y, como yo voy a donde está mi Padre, ustedes harán cosas todavía mayores de las que yo he hecho.